El día 16 de octubre de 2014 se presentará en Cuenca la novena edición de BITA (Bienal de Teatro de Actor), del 19 al 26 de octubre, un festival ligado a la Asociación de Amigos del Teatro de Cuenca.

La Asociación, fundada en 1971, lleva trabajando cuarenta y tres años ininterrumpidamente para traer el Teatro y demás artes escénicas a Cuenca, período más que suficiente para consolidar su madurez y mostrarnos sus frutos.

En su larga trayectoria en el mundo del Teatro esta asociación ha pasado por cuatro etapas muy diferenciadas. Una primera etapa de espectadores (1971-1980), una segunda etapa de Teatro en la Escuela (1981-1986), una tercera etapa  formada por grupos de teatro (1987-1993) y una cuarta etapa que va desde 1994 hasta nuestros días.

Es en 1994 cuando Ángel Suárez se pone al frente de la dirección de la asociación de Amigos del Teatro de Cuenca y junto a un grupo de colaboradores se plantea que esta vuelva a ser de espectadores (entre los que se encuentran también gentes del teatro, los títeres, la narración...) y comienza una nueva andadura con una programación cada vez más estable.

 

BITACuenca

El nombre de nuestra asociación puede llevar a confusión, porque bajo la palabra Teatro se aglutinan distintas artes escénicas: Teatro independiente, amateur o en la escuela, Títeres y Narración Oral forman parte de la programación que realiza Amigos del Teatro desde sus inicios.

En 1995 comienza la Programación de Teatro Anual, que nos deleita con actuaciones de teatreros, titiriteros y narradores; en octubre de ese mismo año vuelve TITIRICUENCA, festival dedicado casi en exclusividad a los títeres; y en 1996 se organiza por primera vez la Bienal Internacional de Teatro de Actor (BITA), este año se cumplen 18 años de andadura a sus espaldas, y bajo ese nombre se le tiende la mano a la Narración.

Desde siempre, pero de una forma mucho más visible desde 1994 ha habido un espacio para los narradores en la ciudad de Cuenca.

El primer contacto de la asociación con la narración fue en esos primeros años de esta cuarta etapa, y vino de la mano de Garzón Céspedes. Se llegaron a organizar dos ediciones de un festival dedicado exclusivamente a la Oralidad.

Pero nada de esto hubiese sido posible sin un público entregado y generoso como el de Cuenca.

Es en esta cuarta etapa donde, de una manera continuada, bien en la programación anual de la asociación o bien en BITA, narradores de todo el mundo vienen deleitándonos con sus funciones con excelente acogida de público y crítica, dando a conocer nuestro oficio, creando afición y fidelizando espectadores.

Y pese a la crisis y a las dificultades por las que pasamos, seguimos luchando por un espacio digno para las Artes escénicas en Cuenca y reservando un hueco muy especial para los cuentos y las gentes que los cuentan y los viajan.

Más información sobre el BITA en su weblog.

Paula Carbonell

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar